El último chapuzón

Català: Tastant l'aigua dúna piscina. Español:...

Lluvia.

 

Llueve y lo miro desde el balcón.

 

El reflejo de la luna sobre la quieta superficie del agua que contiene la piscina del hotel. La muy maldita aparece cada noche rodeada de un ejército de nubes que se pavonean de aquí hacia allá con gracia sin igual. Silenciosas, lentas.

 

Llueve y lo miro desde el balcón. El reflejo de la luna sobre la quieta superficie del agua que contiene la piscina del hotel, de pronto se transforma en miles de ondas que aparecen y desaparecen tan rápido que no puedo siquiera seguirles el paso. Rápidas, silenciosas.

 

Llueve y lo miro desde el balcón. El individuo que provocó la transformación del reflejo. Debe odiar la luna tanto como yo, o debe gustar mucho de un buen chapuzón a la mitad de la noche. Entra al agua, rápido y escandaloso. Sale lenta y silenciosamente, una y otra vez. Se mueve de un lado al otro de la piscina, una y otra vez. Llueve y le miro desde el balcón. Una y otra vez.

 

Después de un rato, la lluvia cesa y él sale de la piscina tal como entró: rápido y escandaloso. Al parecer, piensa que no hay nadie más ahí. Se acerca al camastro que tiene enfrente y toma una toalla que utiliza para secar su alta y esbelta figura. Mira a su alrededor en busca de algo. Se mueve de aquí hacia allá en busca de algo. Se agacha aquí y allá en busca de algo. Se toca aquí y allá en busca de algo. No llueve más y le miro desde el balcón. Una y otra vez mientras está en busca de algo.

 

Se toca la cabeza y ríe histéricamente. Retrocede y da un paso en falso. De pronto, se encuentra de nuevo en el fondo de la piscina. Al salir, ríe y se toca la cabeza. Vuelve a secarse con la misma toalla y gira la cabeza hacia el balcón. Sonríe y se da cuenta del brillo en mi cuello. Entonces, me quito la llave que cuelga en mí y la arrojo hacia el reflejo de la luna que se forma sobre la quieta superficie del agua que contiene la piscina del hotel. La llave entra y de pronto se transforma en miles de ondas que aparecen y desaparecen tan rápido que no puedo siquiera seguirles el paso. Pero no me importa más.

 

No llueve y ya no miro desde el balcón.

 

Hielo.

 

El frío del ambiente no me deja.

 

Después de un rato, él entra en el cuarto. Deja la llave en el buró y se pone ropa seca. Se acerca al balcón y contempla la estúpida luna. De vez en cuando voltea y me mira sonriente, acusador. Sus manos grandes en la cintura, sus dedos tamborilean. Después vuelve a contemplar la luna. Y así una y otra vez. No estoy para sus juegos, ni siquiera sé bien a qué está jugando.

 

El frío del ambiente no me deja.

 

Se acuesta en la cama y se acomoda junto a mí. Miramos el techo sin hablar, jugamos un juego sin jugar, vivimos un sueño sin soñar. No nos entendemos más, pero no podemos simplemente escapar. Algo me dice que él no existe. Siento su corazón latir junto a mí, aunque algo me dice que no existe. Una voz  le murmura al oído. Algo le dice que debe terminar. Sus manos grandes se mueven lentamente. Muy lentamente. Me toma de la mano y mira sonriente, acusador. No estoy para sus juegos, ni siquiera sé si estoy.

 

El frío del ambiente no me deja.

 

Me encuentro durmiendo y sueño que no hay penas. No me preocupo de nada y nada me da problemas. Es un mundo perfecto en el que puedo sonreír sin saber por qué. Me encuentro durmiendo y no me doy cuenta. Dejo de vivir por acercarme a este mundo. Dejo de sentir con tal de no estar en mi tragedia. Dejo de latir. Dejo de latir.

 

El frío del ambiente no me deja.

 

De pronto sus grandes manos me despiertan y lo miro exaltado. Se mueve por todo el cuarto y no entiendo lo que dice. Quiero volver a dormir, pero la luz del sol brilla y me molesta. Tomo mi ropa y me acerco al balcón. Qué molestia. Él me sigue de cerca. Qué molesto.  Me mira sonriente, acusador. Al parecer sabe lo que pasa, al menos espero que no sepa tanto como yo. Me mira sonriente, no puedo más . Me mira caminar hacia el buró y tomar la llave. Me sigue de cerca con la mirada, sonriente y acusador, como siempre.

 

Ya no hay frío en el ambiente, vuelvo a mirar por el balcón.

 

Agua.

 

El sol brilla en mi cara y no puedo ver bien.

 

Figuras se forman frente a mí y no las distingo. Voces murmuran que todo está listo. Quizá por el sueño, estoy distraído. Quizá sigo dormido y no lo he sentido. El cuerpo de agua yace tranquilo, sereno,  inmóvil bajo el balcón. El cuerpo de agua encierra un objeto. El cuerpo de agua encierra un secreto.

 

El sol brilla en mi cara y no puedo ver bien.

 

Él me rodea con sus grandes manos y siento su mirada sobre mí. Me inspecciona el pensamiento, quiere saber lo que siento. Jugamos sin jugar, soñamos sin soñar, estamos sin estar y es la triste realidad. Lo conocí una vez en un sueño, y los cuentos dicen que esto debería acabar con una feliz final. ¿Será esto un cuento? ¿Será realidad? Será que me he perdido y no sé cómo regresar.

 

El sol brilla en mi cara y no puedo ver bien.

 

Las manos me presionan y no puedo respirar. Siento su mirada sobre mí. Siento un vacío que no entiendo. Siento temor. Siento un lamento. Siento todas esas cosas que se sienten cuando llega el momento. Siento que me lleno cuando estoy vacío por dentro. Siento  que me elevo y es del todo cierto. Las grandes manos me levantan, y las dejo, por cierto. Las grandes manos me sostienen un momento, antes de arrojarme ante mi desconcierto. ¿Será esto un cuento? Lo que es cierto es que vuelo y entro en el cuerpo de agua, que guarda un secreto. Por supuesto sabré el secreto. Por supuesto ya sé el secreto antes de conocerlo. Por supuesto el cuerpo de agua me devora, me almuerza, me acaba. No puedo nadar, nunca he podido.

 

El sol ya no brilla en mi cara. Ahogado no puedo ver nada.

Autor: León Alberto

I Was Pandora... And Then I Got Over It.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s